16.3 C
San Fernando del Valle de Catamarca
domingo, 25 septiembre, 2022

El comandante general electoral y su actividad este domingo: “No voy a dormir hasta que llega la última urna”

Las mesas de votación se abren este domingo a las 8 de la mañana como en todas las elecciones, pero el enorme operativo logístico de traslado de urnas y de custodia y seguridad ya empezó hace unos días en lugares remotos del país y para este sábado a las 6 de la tarde todos los locales de votación deben estar ocupados.

Este sábado es el día de “mayor despliegue”, en que llegan los funcionarios del Correo con las urnas, boletas y demás materiales, dejan todo fajado e inventariado en lugar seguro y queda en custodia de las fuerzas hasta que regresan el domingo para dejar todo armado.

Así se hace en los 24 distritos del país, en sus 17 mil locales y con sus 104 mil mesas/urnas, explica a Clarín el Comandante General Electoral, que es un militar de Ejército, el general de división Martín Deimundo Escobal, con esa función en su calidad de Comandante Operacional de las Fuerzas Armadas, el “número dos” del Estado Mayor Conjunto, que encabeza el teniente general Juan Martín Paleo.

Tras el desafío que implicaron las PASO de setiembre en que la pandemia de coronavirus impuso tareas adicionales sanitarias, el militar está confiado que en este turno “la elección será más fluída, con los cuidados de la pandemia”.

La Cámara Nacional Electoral sacó una nueva acordada, que permite con aforo, hacer la fila dentro de las escuelas.

“Esperamos que la fluidez sea casi normal, muy difícilmente haya colas afuera y eso va a permitir ganar mucho tiempo. Si el presidente de mesa, el delegado electoral (de la escuela) y el militar a cargo están despiertos, la cosa fluye”, dice el general Deimundo.

Con estar despiertos se refiere a permitir hacer colas en los patios ya dentro de la escuela -evitando la ansiedad de hacerlo en la calle- y que las autoridades de mesa también sean ágiles en el trámite.

Unos 90.500 hombres y mujeres de las Fuerzas Armadas, de Seguridad nacionales y policías provinciales ya están abocadas al operativo de seguridad y custodia. Se emplean 5 mil vehículos (75% son militares, el 25% civiles, que se alquilan) e incluye camiones, helicópteros, y hasta mulas.

Si bien en parajes ignotos ya se despacharon las urnas en Unimog o a lomo de mula, para el general Deimundo esos traslados son habituales, rutina militar. La mayor tensión, el “centro de gravedad” del operativo como le llama será desde el momento en que se abren las urnas hasta que se entregan al Correo.

General de división Martín Deimundo Escobal. Es el comandante general electoral, en calidad de comandante Operacional de las fuerzas Armadas. Foto: Estado Mayor Conjunto de las FF.AA.

En el traslado nada debe fallar y advierte que está prohibido cuando llegan los vehículos a los establecimientos -que concentran quizás las urnas de muchas escuelas, o a los definitivos de recuento-, bajar y caminar acaso dos cuadras urna en mano para salvarse del embotellamiento. “Las urnas deben ser bajadas en la puerta con la seguridad correspondiente”, señala.

En el área metropolitana, clave en la elección, habrá dos centros uno en Capital y otro en Monte Grande donde se trabajará en la carga de datos (unas 700 personas en cada lugar) que será decisiva en la primera información que dará el Ministerio del Interior.

Control georreferencial

El general Deimundo tendrá su comando en el piso 14 del Edificio Libertador. Será su segundo operativo electoral como máximo responsable (tras las primarias), cerrando un ciclo cuya primera experiencia fue hace ya muchos años, en los 80, en la pequeña localidad de Susques, en la Puna jujeña.

A media mañana saldrá a recorrer escuelas. Pero todo el día desde el piso 14 monitoreará con un sistema de control georreferencial los traslados de las columnas de vehículos “de San Pedro, Jujuy, a Santa Cruz o avenida del Libertador”, ejemplifica. “Lo ponemos a disposición de la CNE y del Ministerio del Interior. Yo clickeo y me aparece quién es el militar a cargo en ese local y su segundo, sus teléfonos. Y en el mapa me cambia de color cuando se van completando los circuitos”.

-¿Duerme bien el día anterior?

-Bueno, cada vez vengo durmiendo menos, pero duermo. Hay 24 comandantes electorales que son generales, almirantes o brigadieres, están hace dos años en sus jurisdicciones y conocen a los ministros de gobierno de cada provincia, a las autoridades. Ya hay una expertise profesional. Cuando no duermo es el domingo, la ciudadanía puede conocer el resultado pero yo sigo hasta que llega la última urna, a la mañana.

-¿Tiene alguna cábala?

– Soy de Independiente, ya perdí todas las cábalas (se ríe). La cábala es el orgullo de poder participar. Es dura la tarea de seguridad y custodia pero la gente tiene mucha empatía con nuestra tarea en las escuelas. Eso sí, debemos estar muy atentos.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Mas noticias
NOTICIAS RELACIONADAS