12.1 C
San Fernando del Valle de Catamarca
jueves, 7 julio, 2022

La recaudación impositiva ya superó el nivel de la prepandemia

 La semana pasada se difundió el monto y estructura de la recaudación de impuestos nacionales de octubre de 2021. La suma de tributos recaudados fue de $1.018.783 millones. Esto representa un 58,7% por encima comparado con el mismo mes de 2020 y equivalente a un incremento real del 4,8%. Con este último registro, la recaudación lleva 14 meses consecutivos de crecimiento por encima de la inflación, con una tasa levemente decreciente desde mayo de este año.

Cabe recordar que el año pasado, fruto de la pandemia y las restricciones asociadas a la movilidad y a la actividad económica, la recaudación, que ya venía mostrando bajas reales, tocó piso en abril de 2020, exhibiendo una evolución que quedó siempre por debajo de la inflación en todo el periodo comprendido entre mayo y agosto.

En la comparación con el mes de octubre de 2019, el crecimiento real fue del doble, concretamente del 9,9%. En octubre de aquel año la recaudación fue baja, dados los efectos de las medidas post PASO.

Durante octubre se mantuvo la tendencia positiva observada durante todo el año para los impuestos al comercio exterior, los que volvieron a recuperar protagonismo, luego de la ralentización del mes pasado. Los derechos de importación, sumados a la tasa de estadística, subieron un 10% real interanual. Pero el principal impulso fue nuevamente de los derechos de exportación, cuyo crecimiento real fue superior al 55% (el mes pasado había resultado sólo del 4%).

Los tributos de la seguridad social, por su parte, continuaron con el crecimiento positivo observado desde abril (hasta dicho mes había habido 36 meses de decrecimiento), alcanzando el mes pasado ingresos un 9% superiores en términos reales a octubre de 2020, resultando la tasa de crecimiento real interanual la más alta de los últimos cinco meses.

EL IVA tuvo una importante desaceleración. Mientras que el IVA relacionado con el comercio exterior (IVA DGA) creció un 9% real (la tasa más baja de los últimos doce meses), el IVA recaudado sobre actividades domésticas (DGI), que mostraba desde marzo crecimiento real, volvió a terreno negativo (-2,1). La recaudación total del impuesto, una vez descontados los reintegros y devoluciones, que venía creciendo a tasas reales promedio superiores al 20% en los últimos siete meses, perdió en octubre un 0,8% real interanual. Parte de este súbito freno puede estar explicada por los pagos a cuenta de IVA que tienen otros impuestos.

El impuesto al cheque, que es otro tributo relacionado a la actividad interna formal, creció en el mes a una tasa real del 9,5%, que resultó algo más de la mitad de la verificada el mes pasado o de la tasa promedio de los últimos 6 meses.

Ganancias, tributo responsable de casi una quinta parte de la recaudación, también mostró un freno en su ritmo de crecimiento real, que fue del 4,2%, fruto de un aumento real del 2,5% en el capítulo doméstico (DGI) y uno del 27,6% en lo relacionado al mercado externo (DGA). El tributo recibió el impacto de los aumentos de los mínimos no imponibles y también de las devoluciones relacionadas a los anticipos de inicios de este año para la cuarta categoría, que son corregidos en cuotas para que se ajusten a la nueva legislación.

Recaudación acumulada

El monto total recaudado por los impuestos nacionales en los diez meses transcurridos de 2021 es de $8.790.131 millones, por lo que se acumularía un crecimiento real del 12,3% respecto a igual periodo de 2020.

En el acumulado, IVA neto y el Impuesto al Cheque reflejan la recuperación de la actividad privada formal de este año, con crecimientos del 15,5% y 10,9%, respectivamente.

Las derechos de exportación son, con mucha diferencia, el tributo de mayor crecimiento este año, del orden del 72,3% real respecto a igual periodo de 2020. Esta performance es producto tanto de mejoras en los precios internacionales como de la suba interanual del tipo de cambio, que también se reflejó en los componentes de impuestos ligados a las importaciones.

Los aportes y contribuciones a la Seguridad Social volvieron a mostrar evidencia de la reversión de la tendencia negativa con la que habían comenzado el año. El crecimiento real acumulado se ubicó en el 2,7%. Los acuerdos de revisión paritaria de los últimos meses, junto a una recuperación del empleo formal, están detrás de este resultado.

El crecimiento acumulado a octubre también se apoya en tributos como Ganancias, que acumula un 10% en todo el periodo, y en recursos de menor peso como Impuestos internos y Combustibles. La performance de octubre de Bienes personales llevaría su crecimiento acumulado a una leve caída real por primera vez en el año. Acompañaría así al impuesto PAIS, como los únicos tributos relevantes que caen en la comparación real interanual.

La recaudación total presenta una importante recuperación respecto al año pasado, ya que acumula un nivel que supera en más de $1.100.000 millones a la de igual periodo 2020 medida a moneda equivalente, siendo equivalente a un mes completo de recaudación. Además, el impulso de los tributos que resultan superiores a lo recaudado en 2019 (en moneda constante) resulta suficiente para que la recaudación agregada también resulte mayor a la ingresada en los primeros diez meses de 2019, a la que supera en un 2%, equivalentes a $201.212 millones (a precios de octubre de 2021).

Si se restan los recursos de la Seguridad Social, la recaudación acumulada hasta octubre es la más alta en valores reales desde 2016. Medida en millones de pesos de octubre de 2021, puede observarse que la recaudación de todos los principales impuestos han mejorado su poder de compra respecto a igual periodo de 2020.

Comparando con igual periodo de 2019, se ubican con un mayor poder adquisitivo derechos de exportación y de importación y el impuesto al cheque, mientras que IVA, Ganancias y Aportes y contribuciones a la seguridad social, siguen por debajo de lo ingresado en los primeros diez meses de 2019.

¿En cuánto puede terminar la recaudación este año?

El Proyecto de Presupuesto Nacional 2022 enviado al Congreso incorpora la previsión de ingresos por recaudación tributaria tanto para el 2022 como un estimado del cierre anual del corriente año. Precisamente, en este último caso puede compararse la previsión oficial de cierre anual 2021 con los ingresos efectivamente registrados hasta octubre, para evaluar cuánto se llevaría recaudado del total anual, si se cumpliera lo proyectado por el ejecutivo nacional.

De acuerdo a la previsión oficial de cierre anual de 2021 (contenida en el Proyecto de Presupuesto Nacional 2022), ya se habría recaudado un 82% del total. Es decir, que en el último bimestre del año ingresaría el 18% restante.

En promedio, entre los años 2008 y 2019, en los primeros diez meses del año se acumuló un 82% del monto con el que finalmente cierran el año los principales impuestos. Por lo tanto, la proyección de cierre oficial se encontraría cercana a lo que puede terminar sucediendo, de cumplirse este año la estacionalidad promedio de los años prepandemia (que podría ser apenas levemente superior a lo estimado). En consecuencia, es lógica la previsión de ingresos tributarios del gobierno, de alrededor de $11 billones. Esto hace más probable que el déficit primario termine por debajo del 4% del PIB, aún sin contar los ingresos por DEGS del FMI.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Mas noticias
NOTICIAS RELACIONADAS