27.5 C
San Fernando del Valle de Catamarca
domingo, 27 noviembre, 2022

SusTNtables 2: cómo el uso de la tecnología permite cuidar el ambiente y los recursos naturales

En este episodio, visitamos un laboratorio que genera productos alimenticios a través de proteína vegetal y un campo cuyo sistema de riego funciona a partir de paneles solares que producen energía para bombear el agua.

La tecnología está cada vez más activa en la industria de la carne

Para 2050, según la ONU, la población mundial podría llegar a los 9.600 millones de habitantes. Si esto se cumple, vamos a necesitar tres planetas más para obtener los recursos naturales de nuestra vida actual. Por suerte, en los últimos años, la tecnología empezó a ser aplicada con fines sostenibles. Cada vez hay más proyectos de empresas privadas, fundaciones y entes gubernamentales con el objetivo de que el uso de la tecnología nos permita cuidar más el ambiente y también los recursos disponibles.

Leé también

El uso de la tecnología en la industria de la carne

La industria de la carne es una de las que más contribuye en la emisión de dióxido de carbono, en la deforestación y también en el consumo de agua. Pero hay nuevas maneras de tener una producción y alimentación más sustentables.

Laboratorio que elabora productos alimenticios con proteína vegetal en José León Suárez. (Foto: Captura TN)

En José León Suárez, provincia de Buenos Aires, se encuentra el primer centro de innovación y desarrollo de proteína vegetal de la Argentina. Los granos que se cultivan en el campo se traen en forma de harinas a este lugar, donde se extraen fibras, almidones y proteínas. Estas últimas se “funcionalizan”, es decir se busca su mejor aplicación y performance para una aplicación análoga cárnica en algún aderezo o en algo lácteo”, explica Guillermo Lentini, fundador de Tomorrow Foods.

Ya sacaron al mercado un análogo cárnico en el formato de una hamburguesa o albóndiga símil carne picada. También hicieron un aderezo a base de arveja con garbanzo.

“Trabajamos de manera tal que todos nuestros desarrollos sean libres de gluten, que no tengan ningún tipo de alérgeno. Tampoco tienen colesterol, son reducidos en sodio y tienen grasas saturadas buenas”, dice respecto a los beneficios de este tipo de productos alimenticios. Guillermo además cuenta que ya están acercando este tipo de hamburguesas a distintos puntos y que son bien aceptadas. “Tienen la misma textura, color y sabor”, resalta.

Los granos que se cultivan en el campo se llevan en forma de harinas. (Foto: Captura TN)

El uso de la tecnología en el riego de cultivos

Cada vez hay más preocupación por el agotamiento de los recursos como la energía, el agua y el suelo. No obstante, hay un concepto llamado riego sustentable que está ligado a la utilización sostenible del agua. En Rojas, provincia de Buenos Aires, Bruno Agosta, director de desarrollo de proyectos de ingeniería en AC&A nos muestra cómo funciona el sistema que utilizan.

Este sistema de riego le da a la planta la cantidad de agua que necesita en el momento que la necesita. (Foto: Captura TN)

“Funciona con paneles solares fotovoltaicos que lo que hacen es generar electricidad a partir de la radiación solar”, sintetiza. Es decir que a través de este sistema se logra obtener energía para después regar el campo. “El equipo además tiene un grupo de baterías que le permite compensar”, aclara Agosta.

Los paneles solares fotovoltaicos generan la energía que hace funcionar la bomba de agua. (Foto: Captura TN)

Hasta el momento, todos los sistemas en actividad funcionan con motores diésel, como los de un tractor o un camión, que mueven la bomba quemando combustible. “El GPS permite verificar cuánta es el agua que necesita el cultivo y la aporta para lograr el óptimo rendimiento”, detalla el especialista. Además, desde el celular pueden ver y saber lo que se está produciendo, así como prender y apagar el equipo con un mensaje de texto desde cualquier lugar.

El agua que se bombea termina en un sistema de riego que la vuelca al suelo. Así, se le da a la planta el agua que necesita en cada momento para lograr su máximo potencial y aumentar el rinde. Lo más importante es que no contamina en lo absoluto. “Es ingeniería argentina aplicada al campo argentino”, cierra Agosta.

Mas noticias
NOTICIAS RELACIONADAS