11 C
San Fernando del Valle de Catamarca
sábado, 21 mayo, 2022

Human Rights Watch catalogó de “lamentable” la decisión del Gobierno de no votar por la liberación de presos políticos en Nicaragua

El director para las Américas de la organización de Derechos Humanos Human Rights Watch (HRW), José Miguel Vivanco, cuestionó la decisión del Gobierno argentino de abstenerse de votar una resolución de la OEA para insistirle a Nicaragua que libere a candidatos presidenciales y presos políticos. Catalogó de “lamentable”​ la postura tomada.

La Organización de Estados Americanos le exigió a Nicaragua que inicie reformas electorales y expresó su alarma por el deterioro de la situación de los derechos políticos del país. La resolución fue aprobada por 26 países. Otros siete, entre ellos México, Guatemala y Argentina, se abstuvieron.

Ante esto Vivanco dejó un mensaje en su cuenta de Twitter, donde castigó la postura del gobierno de Alberto Fernández: “Es lamentable que Argentina no haya apoyado una resolución de la OEA contra la represión en Nicaragua”, comenzó.

Y completó: “Durante su historia democrática, Argentina normalmente ha tenido una posición clara de defensa a los DDHH. La política exterior zigzagueante del actual gobierno es preocupante“.

Estados Unidos y otros países han declarado que las elecciones de noviembre en Nicaragua “han perdido toda credibilidad, debido a la exclusión de partidos opositores en el proceso electoral y al encarcelamiento de varios líderes opositores que pretendían disputarle el poder al presidente Daniel Ortega.

La Unión Europea impuso el mes pasado sanciones a la primera dama y vicepresidenta de Nicaragua, Rosario Murillo, y a otros siete funcionarios acusados de violaciones a los derechos humanos y de atentar contra la democracia. Estados Unidos también ha dictado sanciones contra funcionarios y allegados a Ortega.

La declaración también apunta “al deterioro de la situación de los derechos políticos y derechos humanos” en el país. Al tiempo que acusa al gobierno nicaragüense de “minar el proceso electoral”.

Finalmente, exigen a las autoridades respetar los principios de la Carta Democrática Interamericana y los estándares internacionales para “celebrar elecciones libres, justas y transparentes” bajo la supervisión de la OEA.

Meses atrás una crítica similar

En junio de este año José Miguel Vivanco también criticó al Gobierno por la abstención en la condena a la violación a los derechos humanos en Nicaragua también ante la Organización de Estados Americanos.

En aquella oportunidad consideró un “disparate, impresentable e insostenible” la abstención argentina en la OEA para no condenar la violación a los derechos humanos en Nicaragua basada “en invocar la no injerencia en los asuntos internos” de otros países e “instar al respeto de las instituciones democráticas” del régimen de Daniel Ortega.

Vivanco dijo que es “muy grave” que el gobierno argentino invoque el principio de no injerencia para evitar una condena a la violación de los derechos humanos, luego de la dictadura argentina.

Al preguntársele por los motivos de ese voto en la OEA, dijo que “la posición argentina frente a Nicaragua refleja su política interna. Es un guiño a sectores de la coalición de gobierno”, en alusión a la vicepresidenta Cristina Kirchner y su alianza con Cuba, Venezuela y Nicaragua.

Dijo que en los pasillos de la OEA “se dice que Argentina hizo esto porque aspira a ser una especie de mediador en el conflicto” de Nicaragua y también de Venezuela.

DD

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Mas noticias
NOTICIAS RELACIONADAS