9.9 C
San Fernando del Valle de Catamarca
lunes, 4 julio, 2022

Fórmula 1: un lapidario informe de Mercedes aclaró la polémica con Hamilton en Turquía, ¿quién tenía razón?

Lewis Hamilton terminó el Gran Premio de Turquía muy enojado: la quinta posición le hacía perder nuevamente el liderato del Mundial de la Fórmula 1 a manos de Max Verstappen, que había sido segundo. El inglés estaba convencido de que, de no haberse detenido para poner ese segundo juego de neumáticos intermedios, habría podido acceder al último lugar del podio. Sin embargo, Mercedes reveló que si no pasaba por boxes, el heptacampeón habría culminado en el octavo puesto.

“No deberíamos haber entrado. Tengo un graining enorme. ¡Se los dije!”, se escuchó decir al piloto británico en la comunicación por radio con el ingeniero Pete Bonnington cuando al último GP le quedaban algunos giros y él no podía avanzar posiciones.

Luego, en el pitlane y ante los periodistas, fue aún más crítico: “Mi instinto fue quedarme fuera y siento que eso es lo que debería haber hecho. Así que estoy frustrado conmigo mismo por no seguir mis instintos. Pero trabajo en equipo, así que hice lo mejor que pude con los consejos que recibía. Creo que probablemente en retrospectiva, debería haberme quedado fuera o entrar mucho antes”.

Haber parado antes -a unas 20 vueltas del final- hubiera sido una buena opción seguramente dados los resultados de otros pilotos, como Checo Pérez, que le dio a Red Bull puntos importantes con su tercer puesto. Mercedes, incluso, quiso hacerlo unos giros antes del momento en el que Hamilton pasó por boxes pero el piloto lo desestimó. La primera opción del inglés de 36 años era terminar con los neumáticos con los que había largado, como hizo Esteban Ocon con el Alpine (10°).

En las últimas horas, Mercedes analizó qué hubiera pasado con Hamilton de no haber ingresado, como quería el piloto cuando le hicieron ese primer llamado que él desestimó y luego terminó aceptando. Y el resultado fue categórico: habría cosechado seis puntos menos porque habría terminado octavo. Por eso, para James Allison, el director técnico de Mercedes, fue un caso de “mejor tarde que nunca”.

“Como siempre con la estrategia, al final de la carrera siempre es obvio cuál hubiera sido la vuelta perfecta (para entrar en boxes). Sin embargo, si lo miramos en general, el mejor momento para detenerse habría sido alrededor de la vuelta 36, 37, que fue cuando Valtteri (Bottas, quien ganó la carrera) y Verstappen se detuvieron. Si Lewis hubiera hecho lo mismo y luego hubiera tratado sus neumáticos de manera amable y gentil, entonces con toda probabilidad habría llegado en un cuarto fuerte, tal vez podría presionar a Pérez para el tercero y tal vez adelantarlo. Eso habría sido óptimo”, explicó Allison en el canal de YouTube de la escudería alemana.

“Para cuando nos dimos cuenta de que deberíamos haber hecho esa parada y buscábamos reducir nuestras pérdidas, iba la vuelta 41 -y eso también habría estado bien, habría sido una parada en el cuarto lugar-“, agregó.

Pasaron, sin embargo, otras nueve vueltas con “los neumáticos degradándose todo el tiempo”. “Cuando finalmente llamamos a Lewis, fue porque el gráfico de tiempo de vuelta que usamos para hacer nuestras predicciones nos decía que no se veía bien aferrarse al final de la carrera, que el ritmo del auto para entonces sería suficientemente pobre que … Estábamos viendo algo que estaba en algún lugar en la región del séptimo, octavo lugar, según la forma en que los neumáticos se estaban degradando progresivamente”, remarcó.

Aunque Allison coincidió con Hamilton en que habría logrado llegar al final de la carrera con el juego inicial de neumáticos, su ritmo habría sido “pésimo” en ese momento. “Ocon hizo eso, por ejemplo, y nuestro auto normalmente funciona mejor que muchos de nuestros competidores. Así que sí, habríamos llegado al final de la carrera. La pregunta es, ¿qué tan rápido hubiéramos sido? Y la evidencia es bastante clara: hubiéramos sido muy lentos“, afirmó.

“Los tiempos de vuelta de Lewis empezaban a empeorar vuelta a vuelta. Y aunque habría llegado al final de la carrera, el ritmo habría sido bastante deprimente cuando llegó allí”, reforzó.

Por su parte, Andrew Shovlin, jefe de ingeniería de pista de Mercedes, comprendió que “Lewis siempre está mirando lo que tiene por delante, lo máximo que puede conseguir” pero que tras el informe “ahora comprende las razones” de la parada en boxes.

“Está profundamente involucrado en este campeonato y realmente no esperaríamos nada más que frustración en un P5 donde en un momento pensamos que podríamos aguantar. Creo que hay un poco de decepción, pero si miramos cómo operamos fue sensato y en una batalla por el campeonato hay un punto en el que tienes que dejar de correr riesgos y reducir tus pérdidas. Aunque esas decisiones son difíciles, tienes que ser fuerte y tienes que tomarlas”, profundizó.

Con seis carreras por delante en el campeonato, que se reanudará el fin de semana que viene en Austin para el Gran Premio de Estados Unidos, Hamilton está a seis puntos del líder Verstappen. Pero la conclusión de Mercedes es que sin esa parada en Estambul, Hamilton estaría ahora a 12 porque habría terminado octavo.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Mas noticias
NOTICIAS RELACIONADAS